Escribo tal y como soy, me lees tal y como fui.

Escribo tal y como soy, me lees tal y como fui.
Escribo tal y como soy, me lees tal y como fui.

domingo, 22 de diciembre de 2013

Otro año*!

Si bien, a estas alturas de diciembre ya, toca reflexionar.¿Qué si todos los años son diferentes?, siempre toca pensar y discernir en lo mismo; este año hemos des-conocido a muchas personas y puede que el balance no sea favorable en muchos aspectos o no salir satisfechos de lo vivido en unos doce meses plagado de incertidumbres y nostalgias.

Y es que, después de todo lo que podamos pensar, nuestra vida no nos pertenece, no; podemos tener la seguridad o certeza de que haremos algo, de que va a ocurrir y de pronto el día da un vuelco inesperado por una acción de otra vida cualquiera, rozando una minúscula parte de la  nuestra, elegiendo así el rumbo a seguir.La libertad es una cántica necia de nuestra realidad, tan sólo somos libres de pensar y hacer, no de vivir; vivir es hacer a ciegas lo que creíamos ver.

lunes, 16 de diciembre de 2013

Diario*!

Esto no es una entrada cualquiera, ni un testamento inacabable.Es diario de miércoles, que agitan y alteran, y abruman las preocupaciones del martes, dando pie al hoy con expectativas de Jueves con sabor familiar, que trae un nuevo viernes con aires de fin de semana, alcohol, drogas, fiesta, amaneciendo en otras camas, empezando la resaca del sábado y terminándola un domingo de vuelta al diario inacabable dónde las respuestas no contestan mis preguntas

miércoles, 6 de noviembre de 2013

Estación*!

Has llegado tarde.El tren ya ha partido y has perdido el viaje, ;¿qué haces?, ¿te das media vuelta y vuelves por dónde has venido?, no.

La vida es un tren de oportunidades en el cuál decides cogerlo o no.Dicen, o eso he escuchado, que cuando erras en una decisión, no hay vuelta atrás, no hay retorno posible, qué tontería.

Hay un tren de oportunidades en la vida en el que tenemos un margen, si se te escapa ese tren no lo vas a perder para siempre, puedes coger el siguiente, seguro que llegarás más tarde, la ruta seguro que no durará lo mismo y la gente con la que vas a tropezar serábl diferente, puede que sea peor, o no; pero siempre hay  margen.

Dejémonos de leyes sociales incorrectas y creamos menos en todo lo que vemos, hay que fijarse más en que no se escucha.Ponte en silencio total un momento, hazlo; ¿lo escuchas?, es la vida pasar mientras llegas tarde a ese tren.

martes, 8 de octubre de 2013

Meta*!

Hemos ido cayendo el la ceguera absurda.Nos han hecho creer que lo más importante es ser competitivo, valga lo que valga, para ser el más rápido en cruzar la meta.Nos han hecho creer que necesitamos ser mejores que otros, nos han creado una falsa autoestima, siempre comparando lo nuestro con lo otro.Nos han hecho añicos.

Basta.Hasta aquí aguanto el egocentrismo social, ¿no os dáis cuenta de que lo importante no es el camino?, es cómo se camina y con quién.De verdad, os dejo ventaja, corred lo más rápido que podáis y superaos unos a otros, y escupid vuestro odio en bilis de frustración; a ver quién llega mejor.

miércoles, 2 de octubre de 2013

Surrealismo de mañana*!

Nacer, crecer, amar, sufrir.Morir, amar.Vivir es surrealismo puro, desembocamos siempre en la parte existencial; ¿existimos?, o, ¿sólo somos un sueño más de alguien que aún no se ha dormido?.

En la sensibilidad visual que me otorga el viento cuando me toca con una suave brisa, en ese instante, caigo en la cuenta de que no vuelo, la gravedad del hiperrealismo me ha cortado las alas y me trae de vuelta a planificación sonora, en esta mañana absurda y aburrida, rodeado de personas que conocen mi parte no real, o cómo denominen a ésta farsa.

jueves, 26 de septiembre de 2013

Papel tintado*!

Querido dinero:

Eres muy puta, sí.Te escribo con rencor, mucho rencor, incluso ira.Avanzo por caminos inexistentes y jamás transitados, lanzo palabras al silencio que parece un ruido atronador.Camino y ando, como quieras nombrar a esto que hago en la vida, me tropiezo; me encuentro con muros imposibles de atravesar, demasiado altos, he puesto bombas, he provocado incendios, he matado a otros por ti.Eres implacable, doy media vuelta hacia atrás y busco otros caminos, avanzo un poco más que antes pero me vuelvo a cruzar de nuevo contigo, no puede ser.Disfrazado de papel tintado cambiando de color según tu convenio, dominas todo lo tangible.

Destruyes familias, matas de hambre, creas la muerte, el odio y el miedo.Querido dinero, te escribo con rencor e incluso odio; pero existes y yo también creo en mi existencia, así que por favor, estemos en paz; déjame al menos vivir.

martes, 10 de septiembre de 2013

¿Y si...?*!

¿Y si tan sólo somos un pequeño átomo que compone un alfiler?.Hemos dado por hecho que somos casi el centro del universo, por decirlo vulgarmente pero y si nuestro planeta está en una galaxia acompañada de miles de millones más, que compuestas entre sí forman algo parecido a los átomos de un pequeño alfiler guardado en un estuche de una familia de algo incomprensible para nosotros.¿Y si sólo somos un sueño de alguien que sueña despierto en clase de filosofía?.Pensadlo.

lunes, 12 de agosto de 2013

Destino*!

Querido destino:
Me refiero a ti sin creer siquiera en tu existencia, mis disculpas por tanta insensatez pero no me va eso de creer que las cosas están escritas y han de pasar porque así se esperaba.Soy más del contrario, cada ser lleva las riendas de su destino a consecuencia de sus pensamientos y actos.

Pero, ¿por qué te escribo?; te preguntarás.Te escribo porque necesitaba hablar con nadie y contarle que estoy hecho de sueños y me descompongo lentamente mientras la sociedad me clava estacadas en la espalda y me secuestran algunos de estos sueños.Pero, ¿por qué te cuento esto?; sangro palabras de ira en canales de percusión aburridos.Hoy dejaré de lamentar mi existencia y cambiaré mi pensamiento sobre los recuerdos y me sobrepondré a todos ellos, para coger los hilos de ti, mi querido destino, a partir de hoy no te escribiré más, mis disculpas; hoy empiezo a vivir y dejar de esperar que nada venga.

No lo sé*!

El tiempo no se recupera.Así distraído y ecuánime avanzas mientras caminas por la calle y te cruzas con una pareja de ancianos que pasean observando la tarde de otoño con su perro como excusa para andar y andar.Te das la vuelta y miras los coches aparcados a los extremos de la carretera, y te quitas del medio para que no te atropelle justo el que cruzó la esquina de la calle para avanzar a dónde no tienes ni idea.

Entonces empiezas a caminar mientras que las nubes tapan la luna llena que podría iluminar la noche, pero no,  y avanzas mirando al frente con las farolas lúgubres que  conducen tus pasos perdidos.Empiezas a pensar, y pensar, y pensar mientras caminas, y piensas, y llegas a la conclusión de que el tiempo no se recupera.No.El tiempo no se recupera, es entonces, cuándo te preguntas que demonios haces leyendo esta entrada.

martes, 6 de agosto de 2013

Tampoco pero también*!

También en primavera mueren los árboles y en otoño florecen los melancólicos enamorados.También se desenamora el chico que le perjuró amor eterno a la chica que conoció en la estación de tren, donde caían los copos de nieve recién empezado el invierno.También, se recuerda el amor platónico de todos los veranos, que acababan con abrazo de despedida y hasta aquí nos hemos visto.
Tampoco se cumplen las promesas que te hizo el tiempo jurándote que curaría tus heridas provocadas en apuestas amorosas indiscretas.Tampoco puedes asegurar que algo no pasará o, ¿tal vez sí?; tal vez deberíamos dejar de buscar los lamentos escritos en nuestra frente esperando a ser pronunciados.Tampoco puedes hablar contigo en voz alta hasta acabar discutiendo por un pensamiento creado por ti mismo o, ¿tal vez sí?.Tampoco.Pero y si...

domingo, 4 de agosto de 2013

Fin de semana*!

No todos los viernes trece son malos, ni todas las películas de terror dan miedo.Dan miedo las expectativas de futuro que nos vienen encima y sin embargo, no hacemos nada para cambiarlo; tirado ecuánime viendo las manecillas del reloj avanzar hasta repetirse una y otra vez.

No todos lo viernes trece son malos, y un sábado en casa da que pensar; pensar, pensar y pensar.Y entonces llega el domingo con sus sin ganas mañaneras, sus sin ganas tardías y el insomnio nocturno.El insomnio nocturno del domingo, dónde te arrepientes de no haber visto una película de terror el viernes, que creíste haber aprovechado el sábado.

viernes, 2 de agosto de 2013

Me pregunto*!

Noche calurosa de verano, donde las gotas de lluvia arden y la brisa cambia el ánimo que trae tu olor.Noche calurosa de verano, donde el insomnio es mi mejor enemigo.Tu olor, tu piel, tu pelo.Tu pelo.Caminando en este absurdo infinito me guío por el olor de tu pelo que atrae las caricias perdidas de mis manos y que buscan en tus ojos una sonrisa que morder.

Día abrumador de verano, buscando en las palabras un absurdo orden en mi vida.La estabilidad de tus recuerdos me mantienen dormido soñando en despertarte.El vértigo de tu sonrisa me mantiene en el precipicio emocional buscando el tibio escalofrío de tus labios.Buscándote.El tibio escalofrío de tus labios me mantienen así: preguntándome cómo me harán sentir tus noches convirtiéndose en mis mañanas, y eso, el roce de tus labios.

miércoles, 17 de julio de 2013

Mira allá, un poco más de lo que ves*!

Un segundo, dos minutos, tres horas, cuatro días, cinco semanas y así pasa el tiempo.Sentado en la silla con la guitarra entre mis manos, con el olor a tabaco impregnado en las paredes y unas sábanas frías en soledad pidiendo compañera, quizá con el alivio que me queda para hablar con el silencio, otra noche más.


Una libertad enjaulada de rutinas, es así nuestra vida, ¿de verdad es así cómo queremos vivir?; no llegamos a ver más allá de dónde nos alcanza la vista, vivimos tan encerrados en un engaño social que no se dan cuenta de lo frustrante que es vivir para dejar un amplio legado material y que, al morir, no ha servido prácticamente de nada.Personas capaces de ver más allá de sus ojos, que ven un sueño lejano al que seguir, se toma por loco, ezquizofrénico de la vida.No vivimos para trabajar, y tener un amplio montón material, tener una familia hasta estar en casa maleducando nietos, pero se limitan a ver sólo eso, el mínimo restante, son los que marcan la diferencia.¿La distancia temporal, distancia espacial, distancia de ver más allá de lo que nuestros ojos perciben, es tan perturbadamente ilógico resquebrajar un poco la realidad y soñar con lo que no podemos ver?.

lunes, 24 de junio de 2013

Imagina un momento*!

Tres pasos, dos miradas, una sonrisa.Más precisamente en ningún lugar que jamás encontraré, dónde nunca nos habíamos visto, en aquel instante que jamás sucedió, nos besamos.El beso más intenso y perfecto que jamás podría existir; caía la lluvia atronadora, más bien parecía el diluvio universal, quizá lo era.
Encontré justamente en el instante perfecto para pronunciar las palabras que más encajaban con nuestra situación espacio-temporal y sentimental, no existía el mínimo resquicio o augurio de tristeza y nostalgia, y es que por supuesto, tanta perfección, tan sólo podía ser fruto de una gran y constructiva imaginación.

Qué imaginación, tanta desdicha, y es que, ¿acaso no podríamos ser felices con algo menos que la maldita y desesperante perfección?; no tenemos suficiente con nuestras virtudes y defectos, que entrelazados con otras personas causan momentos felices y que, no descubrimos que lo somos hasta que dejamos de serlo, la felicidad es nostalgia a plazo fijo; pero, ¿es algo que se busca, algo que hay encontrar o que viene sola?.Quizá sea tan solo un engaño social, y sea algo que depende de nosotros mismos, algo que está en nuestro interior y debemos hallar la forma adecuada para ser felices.Recuerda, siempre habrá gente sentada para desafiarte a vivir de pié, no vivas de rodillas, deja de imaginar felicidad y perfección, ponte de pié y vive de la manera más adecuada que sientas.

viernes, 14 de junio de 2013

Me voy*!

Hoy me voy, sin despedirme si quiera de mi querida familia.Voy caminando, rumbo al olvido, quizá te encuentre en el color del café, es posible que recuerde tu suave tacto en el viento, más bien probable me venga un leve cosquilleo en la mejilla.Más bien no.

Hoy me voy, huyendo del olvido me apreso a tu recuerdo; pues sé que nunca olvidaré el hogar donde nacieron los sueños que motivan mi viaje de ida.Espero verte fuera de mi recuerdo, y así liberarme de ti; me voy, pero sabes bien que espero encontrarte.

lunes, 10 de junio de 2013

El último viaje*!

Una maleta no se llena de ropa, se llena de por si acasos; por si acaso se mancha una camisa, por si acaso llueva mucho, por si acaso se me pierda el otro, por si acaso haga falta.Pero miremoslo desde otra perspectiva, las maletas son nuestras compañeras en este viaje que es la vida y somos nosotros los que se llenan de “por si acaso”, vamos arrastrando con nosotros todo ese peso durante nuestra vida, que nos hace que tardemos en realizarnos, entonces el tiempo juega a los dados del azar para  que tengamos exactamente el tiempo suficiente para hacerlo.Y ya para entonces, llegará nuestro último viaje, más ligeros de equipaje, para subirnos en ésa aeronave sin retorno, preparados para facturar.

jueves, 23 de mayo de 2013

Acertijo*!

Estás muerta, muerta, muerta de verdad.Tan muerta que la muerte se olvida de la existencia de tu cuerpo moribundo.Tan muerta que no le importa jugar a perder, pues ya lo tiene todo perdido.Juega al azar convirtiendo dudas en dados, qué mejor que decidir con placer.Y el secreto de la vida es morir antes de morir y ver que no hay muerte, pues la vida empieza cuando acaba.

jueves, 16 de mayo de 2013

Decide*!

"Resquebrajaba minutos de su apresurada vida para tumbarse en la noche ecuánime.Toca premeditar."

Somos tan ínfimamente pequeños que no nos damos cuenta de la complejidad que conllevamos.Y si quizá en un instante no te encontraras en ése mismo lugar, puede que no hubieses logrado estar aquí ahora, y si hubieses salido unos minutos antes al trabajo, quizá habrías tenido un accidente mortal, es así de relativo e indescifrable.Y es que el mundo trata de ésto: miles de millones de personas viviendo, mejor dicho: conviviendo unas con otras durante toda su vida en un caos desorbitado y sorprendentemente ordenado, en el que un segundo de diferencia en una decisión infinitamente pequeña puede cambiar el rumbo de una vida, y ésta de otra, y así sucesivamente, en cadena.

No decidas por otros, ni dejes que decidan por ti.Decide a dónde quieres encaminar tu vida, y con quién estás dispuesto a compartirla.

lunes, 6 de mayo de 2013

Opinión personal sobre mi vida.*!

Es en ese mismo instante en el que te preguntas qué estás haciendo con tu vida, que demonios haces y a dónde pretendes llegar.Es entonces cuando te paras a pensar, al fin, en las cosas que has hecho y no contrarresta la otra parte de la balanza, las dejadas a medias, las no hechas cogen mucho más peso, y te hundes con ellas.

Es tan complicado, no veo soluciones visibles por ningún lado, todos los caminos llevan a lo mismo: el dinero.Y es que trabajamos para ganarnos una vida que no se vive, nos roban el tiempo, y éste está muy caro.

El fin justifica los medios, pero éste es mi principio y aquí el único medio disponible, es el dinero.

jueves, 25 de abril de 2013

Huellas*!

Tras la llama intensa del fuego se pierden las cenizas frágil y lentamente en el aire desapareciendo, dejando sólo la marca de su intensidad.Tras la ola gigante e intensa, arrastrando todo lo que encuentra a su paso, queda la suave espuma salada que ha provocado al romperse, y un millón de destrozos.Tras el gran tornado que al pasar arrasa con todo lo que pueda encontrar a su paso, queda el desastre de su debacle.Tras el terremoto que hace mover montañas, provoca a su paso incluso la separación de continentes.Ahora es tu paso por aquí, tras tu partida, ¿que huella dejarás?.

miércoles, 24 de abril de 2013

Fácil viene fácil se va*!

"Se desgranaba, su vida desaparecía lentamente como granos de arena con la ayuda de la brisa, se evaporaba tras el humo de ese tren, la muerte llegaba a él."

Caminando alegremente iba por un callejón en el que apenas se observaban transeúntes, oscura y silenciosa noche que acompañaba al frío horroroso, que incluso quemaba.Vuelta a casa al fin, tras un día interminable de trabajo.El frío empezaba a apoderarse de su cuerpo, los labios morados ardían como un fuego infernal, sus piernas entumecidas y su respiración cada vez más acelerada, necesitaba algo más de energía y mucho más calor, en cambio a voz de pronto  recibió un golpe traicionero por la espalda de un vagabundo en busca de su limosna diaria y que, tras haberlo conseguido huía despavorido.

Apenas sin fuerzas, en una calle oscura y gélida no premeditaba nada bueno, y así fue.Segundo a segundo se fue desgranando la vida dejando apenas un organismo inservible en el suelo, una masa orgánica a la que le espera la putrefacción y nada más.Muy fácil viene la vida, aún más fácil así se va , dejando al ser más complejo que jamás hayamos imaginado, convertido en nada más y nada menos que en comida para gusanos.

miércoles, 10 de abril de 2013

De la nada*!

Un mar de sensaciones es lo que siento al adentrarme en ti, me sumerjo y todo lo que encuentro es belleza, se asemeja mucho a la poesía.Tan delicada como una pluma, una pluma que parece escribir sobre mí, un futuro hermoso: hace revolotear dentro de mí las mariposas que creía ya muertas.


Y es tan absurdo, de la nada aparece el amor, tras la osadía incierta, de la desdicha de una soledad triste y prolongada, de ideas pasajeras y horas tristes, de pronto nos volvemos ciegos y vemos todo de color primaveral, de un optimismo intachable, subes a las nubes y no te da miedo de caer, ¿por qué?, Porque es tan absurdo...tan, tan increíble.

viernes, 5 de abril de 2013

Una princesa diferente*!

Odiaba esos cuentos perfectos, con sus princesas sin defectos y formalidades sin causa y efecto.
Trataba de una chica flaquita, con la cara finita y una mirada infinita, con facilidad usted podía perderse en sus ojos que transmitía  ternura, se hacía la dura pero era casi imposible que mantuviera la compostura.Una vez más, repito, todo en ella era ternura, pues aún perdura en mí el sentimiento de tontura.

Todo ella en sí, era una colección de defectos, pero causaban un efecto de belleza tan puro como el amor que desprendía, mas no comprendía el significado del amor, unos seres sufriendo por otro en la lejanía, sabiendo que nada perdura; perdía la cordura imaginando aventuras, y todo ella en sí era: poesía y ternura.

Claro que esto se trata de un cuento un tanto peculiar, pues en esta historia todo amor viene acompañado de una pizca de dolor, toda felicidad viene acompañada de un tanto de nostalgia, y toda perfección está compuesta de un millón de defectos.

martes, 19 de marzo de 2013

¿Soledad, o no?

Claro que la soledad no viene sola, viene acompañada de desdichas, nostalgias y un sinfín de pensamientos atronadores para nuestra salud emocional.Es lógico que no venga sola, si tras la felicidad, la alegría, la plenitud, siempre viene acompañada la soledad, que más que esperar a que venga sola.

Quizá no sea tan mala, si bien estamos en soledad, querrá decir que obtuvimos felicidad, alegría o plenitud.Quizá sí sea dañina y quiebre el alma, rompa nuestra estabilidad emocional, o nos desdoblemos y discutamos con nuestro propio ser, y tal vez sea necesario para encontrarnos, asumir que somos lo que somos y esconderlo a quién decidamos, o mostrarlo y que se acepte o se desprecie nuestro ser.Entonces bien, ¿soledad o no?.

Quizá y tan sólo quizá, la soledad puede ser una pausa entre nuestra montaña rusa emocional entre felicidad, alegría o plenitud:
 o no.

lunes, 11 de marzo de 2013

Paseo por la libertad

Me hace sentir libre, me acaricia la suave brisa, doy vueltas sobre mí mismo, contemplo el cielo infinito azul marino.Estrellas resquebrajas en el cielo, contemplan nuestra prisión: la sociedad; las pequeñas luces del cielo me observan, se ríen de mí, pequeño ser atrapado en un caos ordenado a placer de unos pocos.Mientras, la brisa incansable acaricia mi alma, la estremece, me hace sentir libre un instante, eriza cada poro de mi piel, que es la corteza de todo lo que somos.Inspiro libertad, expiro frustración y agotamiento.Me llega un suave olor, huele a nostalgia, huele a pura libertad.Creemos tener la vida que deseamos, que hemos forjado poco a poco, cuando realmente, todo lo que hemos obtenido en nuestra vida es: libertad enjaulada.

martes, 5 de marzo de 2013

Miradas cruzadas*!

Quien iba a decir, que tu mirada estaba oculta tras el aire, que amanecería en mí como el sol de la mañana.Me encontró por un instante, sin parpadeo, ni suspiros; por un momento me observó ecuánime, me sonrió.Sólo un momento, dos personas y tres segundos, bastaron para que el mundo se detuviera entre un caos desorbitado, para que un orden aleatorio, seleccionase a dos personas ajenas a sus vidas, fruto de una casualidad inusual.Y quedará en eso, casualidad, quizás destino; lo único cierto es: que mañana amanecerá, de nuevo, y buscaré la luz, en su mirada.

martes, 26 de febrero de 2013

Color: verde marihuana*!

Vive en la superficie de sí misma, aislada del mundo exterior.Con miedo, fría y calculadora.Políticamente incorrecta, agotada de sentimientos protocolarios.Cansada de recorrerse el vacío infinito.Empezaba a adentrarse en su interior: buscaba desconocerse, cerraba sus ojos color café.

Un corazón de hierro, que a medida del tiempo, se fue oxidando por las penas.Apenas sonreía, la melancolía dominaba su vida.Decepción era la definición de días y días, sin más distracción que soñar despierta, buscaba un poco de orden entre tanto caos, entre un desorden sentimental, necesitaba al menos, una pizca de felicidad.

De pronto, el amor apareció, cuándo ya cansada de buscar motivos, se había autoconvencido de que su vida se había convertido en un ciclo.Apareció: un amor que estabilizó una vida caótica, y dió un desorden peculiar.

Empezó a navegar en su interior, buscó conocerse mejor, se adentró y encontró un mar de tranquilidad; la tormenta ya había calmado, y si la había, ya no la hundía, porque tenía el amor, que por fin, la correspondía.

Ésta historia no es más real que una persona, ni menos ficticia que la vida en Marte.

domingo, 24 de febrero de 2013

Léeme*!


Apaga la luz y vámonos, perdámonos entre la oscuridad.Búscame en la soledad, busca el mínimo resplandor de unos ojos, que se pierden entre ninguna parte.Ven, acércate y entremos en debate; no hay más que unos labios cortados, por el frío; ni menos que unos ojos buscando libertad.Vamos, acércate, acabemos un buen principio.De ti, sé: que te pareces mucho a la nostalgia, y a lo que escribo, y a lo que quiero, y al amor de mi vida, y a la vida misma.

La felicidad es nostalgia a plazo fijo.Cierro los ojos para que no me veas; ven, búscame: me encontrarás en la superficie de ti, entre tus dedos, en tu piel, en tus ojos cristalinos, en tu risa, en tu felicidad, en tu nostalgia.He muerto muchas veces, por suerte sigo naciendo constantemente: en cada beso, cada verso.Y cada aliento que me has robado, irónicamente me ha dado vida.Soy yo contigo.Sin ti, no soy, pero sigo siendo.Te he encontrado, pero me has perdido.Vamos, búscame, llevo tiempo aquí perdido a la deriva, he perdido los estribos.Yo ya te he encontrado: te leo.

jueves, 7 de febrero de 2013

Mío, tuyo, el tiempo*!

Alzo la mirada, miro al reloj y lo observo.Inaplacable.Transcurren los segundos, se escapan, se esfuman.Como granos de arena desapareciendo entre nuestros dedos, se disuelven los segundos, miro al reloj y le ruego: vayamos más despacio, por favor; sin embargo, no tiene piedad con nadie.

Voy buscando sombra entre la oscuridad, he dejado de mirar al reloj con intención, de detener el tiempo.Veo envejecer a mi sombra, y a la sombra de los que me rodean.Tengo una forma muy valiente de ser un cobarde.Unos sentimientos que arden, dentro de mí; bien guardados en su sitio, esperando su momento.Pero me aferro a la idea, de que es mejor no pensar; y de pensar que no pienso, termino por pensar.Y caen cuatro gotas, tres árboles, dos hojas, una lágrima.

Y veo una luz, y veo un reloj, y veo pasar el tiempo, y veo envejecer mi sombra.Miro atrás, veo todos los momentos que no volverán, que ahí quedaran; y del tiempo he aprendido, a no esperar...

lunes, 28 de enero de 2013

Historia a la tristeza*!


Era una vez, un cuento sin final, algo iba mal, era distinto; el protagonista de esta historia, carecía de instinto, mas su vida trataba de rogarle a la Luna, que acabara con su penuria, su inmortalidad.

En la soledad de la oscuridad, no encontraba mas compañía, que la triste y sonora melodía. En la penumbra de la noche fría, contaba las estrellas resquebrajadas en el cielo infinito, perdía la cuenta, mientras se preguntaba: ¿Los besos que no se dan, dónde pararán?; y es que en este cuento, el protagonista tenía como mayor enemigo, al tiempo; normalmente se olvidaba de olvidar, y siempre se decía: alguna vez será, la última vez que digo, ésta es la última vez.

Solía tener problemas ortográficos con la vida, no sabía poner punto y final.Y es que una noche tras otra, se basaba en alargarla con puntos suspensivos...

martes, 22 de enero de 2013

Toca cambiar*!


La felicidad toca en mi ventana, me levanto ecuánime y tranquilo, voy a esconder a la angustia, y a la soledad.Las echaré de menos; echaré de menos las noches de soledad, las noches llamando a la nostalgia, todas las lágrimas ahogadas en ríos de letras.Pero esto ya, quedará atrás; dejo entrar a la felicidad, mis días estarán repletos de sonrisas, risas, bienestar, abrazos y besos, de esos que dejan sin aliento.Ya, he de dejar a una lado las ideas y vivir aferrado al un sentimiento, porque hay sitios en el corazón, donde las palabras, no hacen caso a la razón.

viernes, 11 de enero de 2013

Antes del anochecer*! -Capítulo 4-


-No.No opino lo mismo- respondió ella-, la excusa la ponemos cuando es amor platónico.Decimos que es un amor platónico, que son amores imposibles, por no tener la valentía de luchar por ese amor, eso sí es una excusa.Decir que es un amor imposible, por no ser capaz si quiera de luchar por él, por ser unos cobardes.
Él, meditó sobre lo que la chica había respondido; se internaron en una conversación, que puestos a ponerle un adjetivo, fue: intensa.

Pasaron las horas, una y otra, y otra; y no paraban de hablar, debatieron de todos lo temas posibles sobre el amor, la soledad, los sueños, incluso de la vida: asumiendo que todo se basa en un caos, de unas vidas chocando con otras en este inmenso mundo.Que al intentar serlo todo, quedamos en nada; y que ahora que se habían conocido quién podría avisarles, decirles que no, que parasen, que siga cada uno su camino.Quién podría evitarles el desastre.Ahora que las horas transcurrían como segundos a contrarreloj,  quién iba a avisarles de que no siguieran, que estaban llegando uno, muy adentro del otro, quién les avisaría.Pero así trataba la vida, de un caos, chocando unas con otras y justo en aquel día, y en aquel instante él salió a correr más tarde de lo habitual; y que en aquella tarde, ella había perdido rumbo por aquel lugar desconocido, muy lejos de donde se situaba su vida, pero allí estaban, justo en aquel día y aquella tarde, para ambos, encontrarse.Y por el trascurso de las horas, empezaba a anochecer, se hacía tarde.Ella tenía que marcharse, muy a su pesar, tenía que seguir con su vida, que estaba muy lejos de allí.

Empezaba a caer la noche, y ella tenía que partir, ambos tenían que continuar por sus respectivos caminos, desgraciadamente.Ambos se despidieron con un abrazo inmenso e interminable.

Pasaron los días, y él como cada Lunes iba a correr por aquella avenida, y siempre paraba en aquel árbol, y se recuperaba en aquel banco.Siempre pasaba largos minutos sentado en aquel banco, reflexionando sobre aquella única tarde, y sobre aquella chica tan “especial”, deseando verla allí de nuevo y pedirle que no se fuese nunca, que mantuviese en su vida.

La chica continuó su vida, que estaba muy lejos de allí.Pero de aquel chico, de aquel Lunes, y de aquella tarde tan inolvidable, pero quizás por miedo, quizás por duda, no volvió a perderse tan lejos, no volvió a aquel lugar.Ya jamás volverían a verse.

Y quién iba a avisarles de todo aquello.Quién les iba a decir que una tarde cualquiera, y en tan solo un día conocerían a: su amor a primera vista.Quién les avisaría de que su amor a primera vista, sería de una tarde, tan solo eso, una tarde.Y el problema es que, buscar es cosa de uno, pero encontrar es cosa de dos.

Fin.

miércoles, 9 de enero de 2013

Antes del anochecer*! -Capítulo 3-


 -Hola- dijo ella, sonriéndole.
Él se había perdido en aquella situación, no encontraba palabras, no reaccionaba, se había bloqueado.
-¿Te encuentras bien?-.Insistió ella, al ver que el chico parecía no estar.
-Sí, perdona.No sé que me ha pasado, mi mente ha volado, mis pensamientos estaba en otro lugar.-
La chica le sonrió, notó  que el chico se sentía incómodo, e intentó iniciar una conversación para que él no se sintiese incómodo, había cerrado ya el libro.Y se dirigió a él.
-No te preocupes, a mí también me suele pasar muchas veces.Parece que estoy aquí, pero solo está mi cuerpo, mi mente suele estar en todos lados, menos donde debería- , el chico sonrió al fin.
-Sí, lo siento.Será que me ha faltado oxígeno en el cerebro de tanto correr y me he quedado tonto-, en ese momento pensó para sí, que en realidad se había perdido en su mirada, y  había quedado atontado por esa sonrisa.-¿Qué lees?-, añadió.
-Pues es un libro, que apenas he empezado; trata de un chico y una chica que se conocen una tarde, parece ser un amor a primera vista, hablan durante horas, se adentran en un mundo donde solo existen ellos; se “enamoran” en apenas unas horas e incluso hacen el amor, pero al llegar el atardecer, ambos se tienen que ir y regresar al mundo real, y proseguir con sus respectivas vidas.
-No creo en el amor a primera vista-dijo él-,  son excusas que ponemos, que nos ponemos, a nosotros mismos para explicar una sensación de atracción inexplicable por  una persona que acabamos de conocer .

lunes, 7 de enero de 2013

Antes del anochecer*! -Capítulo 2-



Al llegar a aquel árbol, bajó su ritmo y empezó a caminar, hasta llegar al banco; exhausto de la carrera, intentó recuperar un poco el aliento, y a los pocos segundos, decidió sentarse, en aquel banco.El chico sacó su bebida energética, y observaba las olas revoloteadas, mientras recuperaba el aliento.Apenas se había dado cuenta de la chica que estaba sentada al otro extremo del banco, pero tras haber recuperado el ritmo de respiración normal, giró su cabeza y la observó; se quedó plasmado mirándola, no podía si quiera pensar.Memorizó todas y cada uno de sus detalles: su pelo negro azabache y liso, que terminaban con un pequeño rizo en las puntas, su piel blanquecina perfecta, su cuerpo de complexión delgada, su piernas interminables; iba vestida de una gran rebeca beige,  unos vaqueros ajustados negros, y unas grandes botas marrones.La chica que aún parecía estar adentrada en la lectura, sin saber por qué, se sintió observada y volvió de golpe al mundo real.Giró la cabeza hacia su derecha y vio a un chico de unos veintitantos que miraba hacia ella, como si le hubiesen absorbido el cerebo. Ella le sonrió.Él se quedó perplejo, se perdió en sus ojos verdes marihuana, y parecía haberse enamorado de esa media sonrisa , única.Pasaron los segundos y el chico seguía mirándola sin decir nada, fue entonces cuando ella, incómoda por la situación, le saludo amablemente...


En dos días, proseguirá la historia.

sábado, 5 de enero de 2013

Antes del anochecer*! -Capítulo 1-


Era una tarde de otoño, las hojas caían ya con su color dorado, con ayuda de la brisa fría que soplaba.Era la avenida de playa más transitada de toda aquella zona, aunque aquella tarde no estaba tan colapsada por el gentío.

A pesar de la brisa fría, en aquella tarde se encontraba una chica sentada en un banco de aquella avenida, con un gran libro, adentrada en su lectura; a pesar incluso del frío, de la brisa, y de las distracciones de su alrededor, se encontraba muy aislada en el mundo, su lectura.Se encontraba sola en aquel banco, sentada.De pronto, desde el fondo se podía observar a un chico, vestido con un chándal azul marino, y un pulover gris, tan gris como aquella tarde; iba haciendo deporte como todos los Lunes, por aquella avenida, y como de costumbre, al llegar a un árbol, muy cerca de donde se encontraba el banco donde estaba aquella chica con su lectura, paraba de correr para recuperarse.



Cada uno o dos días seguiré subiendo la continuación de la historia.